¿En qué consiste la Terapia Psicológica?

helping hand with the sky background

La terapia psicológica es un proceso terapéutico que se divide en varias fases. El objetivo general de la psicoterapia es mejorar la calidad de vida de las personas a través del cambio de conducta, pensamientos y emociones y la aceptación de las situaciones que no podemos cambiar. El psicólogo se encarga de guiar de manera activa al paciente, incentivando el desarrollo de nuevas conductas de afrontamiento que no se encuentran en su repertorio con el fin de que el paciente tome el control de sus pensamientos, emociones y su conducta.

En PsicoÁnima trabajamos desde una perspectiva que engloba todas las facetas de la vida de nuestro paciente, la historia vital, las relaciones sociales, la personalidad y la situación personal a fin de llevar a cabo una intervención psicológica individualizada.

 

 

 

¿Cómo funciona la Terapia Psicológica?

brain-puzzleLa terapia psicológica se divide en varias fases que tienen una duración determinada dependiendo de algunos factores como la complejidad del problema de consulta, la implicación del paciente y los obstáculos que se interpongan:

Fase 1: Evaluación

El objetivo de esta primera fase es conocer el problema que ha empujado a nuestro paciente a visitarnos. En primer lugar, se realiza la toma de contacto entre psicólogo y paciente, en segundo lugar, se realiza la entrevista personal con el fin de recabar la información relevante sobre la situación personal de nuestro paciente.

Fase 2: Análisis del Problema y Plan de Intervención

En esta segunda fase, el objetivo es analizar las conductas, pensamientos y emociones que están interviniendo en el problema de nuestro paciente. Una vez concretado el origen del problema, ofrecemos al paciente la explicación de lo que le ocurre. Finalizamos esta fase, especificando los objetivos terapéuticos que queremos alcanzar y un plan de intervención a través del cual pondremos en marcha el cambio.

Fase 3: Intervención

El objetivo de la fase de intervención es poner en marcha las estrategias y técnicas psicológicas para producir, o bien el cambio de la situación problemática, o bien la aceptación de la situación en caso de que esta no pueda cambiarse. El aprendizaje de estas nuevas estrategias hará que el paciente pueda afrontar el problema de un modo adaptativo y eficaz. Paulatinamente se irán consiguiendo los objetivos terapéuticos propuestos en la fase anterior.

Fase 4: Seguimiento

 Una vez alcanzados los objetivos terapéuticos, con el fin de mantener el cambio y la mejoría y prevenir recaídas se realizan un número de sesiones de seguimiento que va reduciéndose poco a poco hasta que paciente y terapeuta se aseguren de la estabilidad de la mejoría alcanzada.